Exclusiva promo por tan solo $4,99 disfruta 1 mes de videos sin publicidad y zona vip gratis, haz click aquiUnete a nuestro nuevo grupo de telegram para enterarte del contenido nuevo subido a diario
Populares de la semana
-->
Madrastra se cuela un creampie en el sofa Me vengare con la Esposa de mi Jefe ayudando a mi hermana con los deberes Honestamente papa, te mereces algo mejor madrastra sexy la ayudo con el mercado Deseos prohibidos Escena De Cogida Apasionada e Intensa tu padre no se dara cuenta, sera nuestro secreto Hermanastra se pone obscena animando a mama Ayudando a mi hermana con la casa Madrastra chantajeada por enganar a papa Sugerencias para ti
-->
La Buena Mama Las hijas malas son azotadas Ten cuidado con el equipo del gimnasio o te quedaras atascada madrastra caliente es follada en el carro despues del gym El video de mi hermanastra Mi casa, mis reglas Mi Hermanastra me ensena a como durar mas en la cama Mi increible madrastra chantajeo a mi sexy tia y la termino follando mi hermana esconde un secreto y me aprovecho Vendo a mi novia una buena suegra
1080ptu padre no se dara cuenta, sera nuestro secreto
gratis -1.2k35m
1080pEscena De Cogida Apasionada e Intensa
gratis -1.6k29m
480pMe vengare con la Esposa de mi Jefe
gratis -1.9k40m
1080pmadrastra sexy la ayudo con el mercado
gratis -2.4k39m
1080panimando a mama
gratis -3.4k47m
1080pAyudando a mi hermana con la casa
gratis -2.3k42m
720pHermanastra se pone obscena
gratis -2.7k25m
1080pDeseos prohibidos
gratis -3.3k36m
720payudando a mi hermana con los deberes
gratis -3.8k21m
1080pTe pille espiando.¿Necesitas otra vez la rajita mojada de mama?
gratis -2.3k17m
1080pme Corro Una Y Otra Vez En Su Polla
gratis -3.5k18m
1080pHonestamente papa, te mereces algo mejor
gratis -3.7k24m
27 Feb 2024Los Secretos de mi Vecina Madre e hija compran Madre e hija compran juguetes juntas y no se pueden resistir

Hacia tiempo, mucho tiempo que no salian juntas madre e hija de compras. Por lo que cuando se bajaron del bus para desayunar en una cafeteria les resultaba algo extrano.

El centro estaba como siempre, atestado de turistas y gente que iba en su quehacer diario de aqui para alla. Mientras madre e hija tomaban tostadas y cafe en una concurrida calle.

–Bueno mama, ¿que hacemos primero? ¿Vamos a comprar “eso”? –le dijo Natalia sin poder pronunciar la palabra.

–Si quieres vamos primero al sex shop y luego ya nos compramos algo.

–Pues si, porque asi ya nos lo quitamos de en medio. Te confieso que me pone un poco nerviosa ir y pedir uno –rio la hija ante la madre.

–No pasa nada Natalia es de lo mas natural.

–Si no te importa, ¿se lo puedes pedir tu? –anadio Natalia.

–Esta bien yo te lo pedire…

El sex shop estaba como todo ese tipo de tiendas, practicamente vacio. Estaba ubicado en un callejon un poco alejado de las calles principales de compras. Mariana tuvo que recordar donde estaba pues hacia anos que habia visitado el lugar y no estaba segura de si seguiria alli, pero alli estaba.

Una discreta puerta con un neon rosa chicle bastante hortera anunciaban lo que se hallaba en el interior, nada de escaparates para anunciar el genero, aquello estaba solo dentro. Al entrar, eso si, multitud de estanterias y vitrinas anunciaban el genero.

Habia un poco de todo, peliculas porno tipo “hard core”, munecas de plastico y maniquies ataviados con ropas de cuero y hebillas llamativas.

Natalia entro de la mano de su madre un poco temerosa y esta se dirigio directamente al mostrador a hablar con un chico joven que regentaba el local.

–Buenas, queriamos un consolador para ella –dijo la madre.

–De los pequenos –susurro la hija.

–!Oh esta bien! De los pequenos dijo el dependiente.

Este busco un par de cajas y las abrio en el mostrador. Dos discretas pollas aparecieron ante la vista de las feminas alli presentes, este se limito a sacarlas del plastico donde venian insertadas y mostrarselas.

–Bueno Natalia, ¿cual te gusta mas? –dijo la madre.

–¿Se pueden tocar? –pregunto timidamente la hija.

–!Oh claro, toca chica, al tacto son de lo mejor latex clinico hipoalergenico, se pueden lavar con agua y jabon neutro, !lo mejor! –dijo el dependiente.

La chica cogio la primera de color rosa chicle y la sostuvo en su mano, parecia tan real, de no ser por el llamativo color y al tacto resultaba suave como efectivamente le habia anunciado el chico.

–!Oh es cierto es muy suave! –dijo la chica.

–Tiene un pequeno vibrador, se activa girandole el boton en la base de los testiculos –le explico.

Un poco nerviosa Natalia lo busco sin encontrarlo.

–Me permite –dijo amablemente el chico.

Este lo tomo y girandolo lo activo y lo puso en manos de Natalia.

Al sentir la vibracion ella rio nerviosa.

–!Oh si, esta un poco alta! –dijo el chico y tomandolo de nuevo en sus manos la bajo.

Ahora Natalia volvio a cogerlo y sintio una agradable vibracion en sus manos.

–¿Este esta bien mama? –le dijo a la madre.

–Bueno hija, parece que ha sido amor a primera vista –rio Mariana–. De todas formas coge tambien el otro y asi comparas.

Sintiendo la aprobacion materna Mariana tomo el otro consolador, era transparente y tambien muy suave, a diferencia del anterior este no tenia vibracion solo era una polla de plastico y nada mas.

Al sentirlo en sus manos, viendose observada por el dependiente sintio una gran verguenza.

–Tranquilas podeis probarlos, yo me ordenare un poco una estanteria y si quereis ver mas cosas os las muestro.

–!Bueno yo queria un plug anal! –dijo la madre de repente.

–!Oh vale! ¿De que tamano tenia pensado?

Natalia oyo la palabra pero no sabia realmente lo que habia pedido su madre asi que callo.

–Bueno no muy grande, digamos de iniciacion pero un poco avanzado –dijo Mariana.

–Esta bien le sacare todos los tamanos –dijo el vendedor.

Ahora la mesa de cristal estaba llena de cajas, donde unos plugs anales de varios tamanos y materiales se ofrecian a las clientas. Natalia los miro con extraneza pero no dijo nada. Solo cuando el chico se marcho y las dejo ver el genero esta le susurro a su madre.

–¿Para que valen estos?

–!Oh bueno hija, son para el sexo anal! –le dijo la madre.

–¿En serio? –replico la hija sorprendida.

–Es un poco complicado Natalia, pero bueno, combinar ambos aumenta el placer no me preguntes porque.

–Bueno mama, yo te confieso que a veces me meto un dedito ahi –dijo la hija.

–¿Ah si? Pues entonces ya sabes de lo que hablo –le confeso la madre.

Los habia de frio metal terminados en un corazoncito con una piedrecita de plastico brillante, tambien los habia de latex negro de diversos tamanos, tambien en rosa. Asi que la madre palpo todos y se encarino con un el metalico del corazoncito en forma de joya en la base.

Natalia lo miro con atencion y ella se fijo en un pequeno de material negro, pues su culito era ciertamente pequeno al igual que su chochito.

–¿Yo podria? –le insinuo a la madre.

–!Oh claro! –le dijo a la hija.

De forma que llamaron al dependiente y le dijeron los que querian.

–Tambien tenemos en oferta bolas chinas, por si le interesan senora –dijo el chico.

–¿Bolas chinas? –pregunto la madre.

–Si bueno, disculpeme si la ofendo pero creo que igual le vienen bien para fortalecer el suelo pelvico.

Entonces el chico dio una serie de argumentos a favor de usar dichas bolas y la madre atendio a sus explicaciones. Decidiendose a llevarse unas bolas de color rosa. A Natalia le parecieron unos artilugios raros y por si fuera poco algo se movia dentro de ellas. El chico les explico que a lo mejor tenia un orgasmo improvisado si las llevaban caminando por la calle.

De forma que con dos discretas bolsas salieron del local con su pollita vibrante y sus plugs anales en dos tamanos.

Luego fueron a probarse ropa y cuando llego el momento de probarsela entraron al probador ambas juntas.

Alli su madre se probo unos vestidos y Natalia no pudo evitar meter la mano en la bolsa negra del sex shop y sacar una de las cajas. Eran las bolas chinas.

–¿Y con esto te puede dar un orgasmo por la calle? –se pregunto la hija.

–Eso dice el chico, ¿las pruebo? –le dijo la madre.

–¿Ahora?

–¿Por que no? –insistio Mariana.

De forma que ante una atonita hija, la madre extrajo las bolas y se dispuso en la intimidad del probador a introducirlas en su sexo. Natalia no podia creerlo pero estaban compartiendo un momento de intimidad que no pensaba que pudiesen compartir.

Vio su sexo maduro y como la madre trataba de introducirselas en varios intentos.

–Estan un poco secas, las chupare –dijo la madre mirandola y sonriendole como si tal cosa.

Tras chuparlas las bolas entraron y un pequeno cordon de plastico quedo colgando de su sexo depilado a tijera.

–¿Que sientes mama? –dijo Natalia expectante.

–No se, en un rato te cuento –rio la madre.

–¿Y tu, quieres probar tu plug anal? Asi las dos llevaremos algo intimo puesto.

–¿Como, aqui? –dijo una escandalizada hija.

–Si quieres, !si! Yo he leido que hay quien los lleva por la calle y tambien se excita –le dijo Mariana.

–No se mama, !bueno lo intentare!

Natalia chupo su pequeno plug negro y apartando las braguitas a un lado discretamente de espaldas a su madre trato de introducirlo.

–Esta complicado –rio la hija.

–¿Te ayudo? –dijo la madre.

–!No! !Que verguenza mama! –salto la hija.

–!Vale tu misma!

–¿Sabes que? Estoy un poco cachonda tras comprar esto en la tienda y tengo el chocho mojado, voy a lubricarlo con mis propios flujos –dijo la hija.

–Si, admito que ha sido un poco excitante hija –dijo la madre.

Entonces su plug entro en su ojal y esta abrio la boca al sentirlo entrar.

–¿Placentero? –pregunto la madre.

–Raro –dijo la hija.

Salieron del probador y fueron a otra tienda. Mientras caminaban ambas se miraban y no decian nada. Los artilugios hacian su trabajo y cada una sentia a su manera.

Llegaron a la siguiente tienda y alli comenzaron a mirar ropa.

–¿Sientes algo mama? –dijo Natalia en voz baja mientras revolvian la ropa.

–Es como un cosquilleo ahi –dijo esta–. ¿Y tu?

–Es raro, es como tener ganas de cagar pero a la vez estar excitada –dijo con absoluta sinceridad.

–!Que guarreria! –dijo la madre.

–!Sin duda! –rieron ambas.

Decidieron entrar al probador cogiendo lo primero que pillaron para quitarse el plug anal de su emplazamiento.

Natalia lo extrajo y lo limpio con un kleenex para meterlo en su bolso. Entonces la madre mostro sus bolas chinas y tiro del hilo para sacar una de ellas ante la atonita mirada de su hija.

–!Oh nina esto se siente raro!

–¿Si, es excitante? –pregunto Natalia con curiosidad.

–Si, creo que me las voy a dejar puestas –dijo la madre–. Y me voy a probar mi plug anal encima –anadio.

–¿En serio? –dijo Natalia asombrada.

–!En serio! Me gustan las sensaciones fuertes hija –dijo la madre sonriendo.

La madre chupo su plug metalico y lo introdujo en su ano ante la mirada de Natalia.

–!Oh esta frio! –exclamo Mariana.

La hija no dijo nada pero tomo nota de aquella excitante situacion.

–!Oh mama, creo que esto es excitante! ¿Tu no?

–Si, un poco la verdad hija o tal vez mucho –le confeso.

Entonces Natalia saco su pollita de plastico y la puso en marcha sintiendo su vibracion. Luego la acerco a sus bragas levantando su falda y se acaricio por encima de la tela.

–!Que cosquillas hace! –dijo la hija.

–!Hum si, puedo imaginarmelo! –dijo la madre mientras miraba como la hija se lo paseaba por encima de las bragas.

Entonces Natalia aparto las bragas a un lado y se froto con su vibrante consolador el chocho de arriba a abajo. La madre no perdio detalle y vio lo depilado que tenia el sexo.

–!Mira que moderna ella! –dijo la madre.

–!Ah esto! Bueno mama una chica tiene que cuidarse para estar guapa.

–!Tal vez lo pruebe! –dijo Mariana–. Por cierto, ¿vas a introducirtelo?

–!Oh no mama, soy virgen aun! –le confeso la hija.

–!Oh claro hija, por un momento pense que ya habrias experimentado con algun chico! –rio la madre.

–!Oh mama, creo que esto me pone muy malita! –le confeso Natalia–. Voy a volver a ponerme el plug anal estoy muy excitada y me apetece sentirlo dentro.

–!Estupendo hija, es excitante pensar que las dos vamos por ahi con cosas metidas!

De forma que salieron del probador con todos sus aparatos puestos y caminaron por el centro comercial dando un suave y mas largo paseo. Finalmente se fueron a sentar en un banco y al hacerlo sintieron como los plugs anales que llevaban les oprimian sus ojales y esta sensacion les gustaba.

–¿Oh mama tu sientes lo mismo que yo?

–Si, con eso metido en el culo una se sienta y es como, !uf!

Se removieron en sus asientos suavemente sin que nadie lo notase e intercambiaron unas sonrisas de complicidad.

–Mama, creo que no me aguanto, ¿nos metemos en los banos? –propuso Natalia.

–!Buena idea! –dijo la madre.

Entraron en los banos, era temprano y aun estaban limpios asi que fueron hasta el del final y discretamente pasaron dentro. Alli cada una miro lo suyo y la madre comenzo a mover las bolas chinas dentro y fuera de su sexo mientras el plug anal estaba puesto en su lugar.

–!Oh hija esto me ha traido aqui y estoy a punto! –dijo la madre sin parar de darse cana.

–!Oh mama, yo estoy tambien muy excitada! Creo que voy a sacar mi pollita y la voy a probar en mi culito –dijo la hija.

Mientras ella buscaba en su bolso la madre continuaba moviendo las bolas en su chocho y levantando obscenamente una pierna para sentirlas mejor la puso en la taza del vater lo cual proporciono una vision increible del sexo peludo de su madre siendo follado por las bolas chinas con su mano sujetada a una pared para no caerse.

–!Que guarra mama! –rio la hija.

Esta saco su pollita y la chupo para luego extraer su plug anal y pasar a probarla en su ajustado ojal.

–!Oh que suave me entra mama! –dijo la hija a una atonita madre que veia como el culito respingon de su hija sin bragas era penetrado por aquel pequeno consolador de plastico rosa.

–!Oh hija! ¿Y eso no es una guarrada? –rio la madre–. ¿No lo entiendo hija, eres capaz de penetrarte por el culito con eso pero no por delante? –le pregunto la madre con curiosidad.

–Si mama, por delante me da miedo de que duela –le confeso Natalia.

–Vamos hija eso es solo un pequeno pinchacito, luego se te pasa en seguida y viene el gustito –dijo la voz de la experiencia.

–¿Tu crees? –pregunto la hija sin negarse inicialmente.

–!Claro hija, la primera vez se sufre un poco pero eso luego se agradece cuando ya puedes probar con total libertad! ¿Quieres que te ayude?

–!Oh no mama, que verguenza! –dijo una azorada hija.

Natalia limpio el pequeno consolador rosa y se dispuso a frotarse su sexo con la vibracion puesta mientras Mariana la observaba.

–Me da un poco de verguenza hacer esto delante de ti mama –le confeso la hija.

–Vamos nina, te he visto nacer aunque admito que no te habia visto desnuda en mucho tiempo y es grato ver que te has convertido en toda una mujercita –dijo la madre sonriendole.

El vibrador hacia muchas cosquillas a Natalia, quien lo paseaba de arriba a abajo por su rajita lubricada, especialmente en su clitoris apenas podia mantenerlo un segundo pues se excitaba mucho.

–Tal vez para metertelo sea mejor sin la vibracion –le aconsejo la madre.

–!Vale! –dijo Natalia desconectandolo.

Entonces volvio a intentarlo pero era como si una fuerza invisible impidiera que su mano lo metiese mas alla del primer centimetro de su punta.

–!No puedo mama, me bloqueo! –dijo finalmente Natalia.

–Tranquila anda dejame a mi –dijo la madre arrebatandole el consolador de la mano sin esperar permiso.

–!Pero mama, que verguenza! –repitio una vez mas la hija virgen.

–!Tranquila, yo te ayudare y luego me lo agradeceras! –dijo la madre insistiendo.

Mariana tomo la pequena polla de plastico y la paseo por el sexo de su hija.

–Tu relajate y mirame a los ojos, no prestes tanta atencion a lo que ocurre ahi a abajo. Levanta una pierna para que quedes un poco mas abierta –le pidio.

Natalia obedecio, puso una pierna sobre el vater y asi su sexo quedo expuesto y abierto. Entonces la madre siguio moviendo el consolador en la entrada del sexo de la hija.

–Se siente rico ahi en la entrada, ¿verdad?

–Si, muy rico –dijo Natalia mordiendose el labio.

Sin previo aviso la madre introdujo la punta y comenzo a follarla suavemente pero solo introduciendo apenas uno o dos centimetros.

–Esto se siente agradable tambien, ¿no?

–Si, pero a partir de ahi ya creo que me duele –dijo la hija abrazandose a su madre.

Entonces esta paso a poner sus manos bajo su culo y uso el consolador desde atras mientras la hija estaba abrazada a ella.

–Ahora lo metere por detras, justo bajo tu culito, ¿vale?

El consolador entraba desde atras con facilidad, asi que Mariana lo metio despacio pero profundamente rompiendo el virgo de la hija y provocando que esta apretase los dientes y se abrazase a ella con mas fuerza.

–Ya esta mi nina, ya estas lista para amar.

Ahora Mariana siguio metiendolo y sacandolo suavemente, aunque cada vez con mayor rapidez mientras introducia un dedo en el culo de Natalia, esta contrajo su sexo y gozo de un intenso placer creciente.

–!Oh mama, que bien! –dijo la hija mostrando su aceptacion tras esa dolorosa primera penetracion.

–¿Quieres seguir tu? –pregunto la madre.

–!No, no, sigue tu esta primera vez! –dijo la hija.

Asi que la madre se separo de la hija y para que pudieses verlo con sus propios ojos la penetro de frente mientras esta observaba todo.

–Mira que bien entra ya –dijo Mariana a Natalia.

–!Oh si, que gustito mama! ¿Puedes conectar el vibrador?

Mariana lo hizo y un sonido agudo comenzo a sonar al tiempo que a la hija le temblaban las piernas y el placer crecio exponencialmente.

La madre tomo la mano de la hija y la llevo hasta el consolador mientras la follaba con el vibrador encendido, esta comprendio que no habia peligro y siguio follandose ella misma.

–!Oh mama esto es maravilloso! Y pensar en que me lo he estado perdiendo todo este tiempo –le confeso la hija.

Entonces Mariana volvio a concentrarse en su cuerpo y a mover las bolas en su interior frente a su hija. Ambas tenian una pierna sobre la taza del vater y estaban frente a frente en el estrecho servicio penetrandose cada una por su lado.

Mariana se saco un pecho y se lo comenzo a acariciar con una mano mientras se penetraba con las bolas y su hija, al verla, la imito sacandose sus pequenas tetitas en comparacion con las de su madre acariciandose sus areolas rosadas y poniendose duros sus pequenos pezones.

–!Que bien! ¿No hija? –dijo la madre.

–!Oh si mama, de no ser por tu ayuda no habria podido meterme esto aqui! –exclamo Natalia mientras se follaba con el pequeno consolador y se metia un dedito a la vez por su ajustado ojal.

–¿Quieres probar tu con las bolas y me das a mi el consolador?

–¿Pero son mas grandes, no? –dijo la hija preocupada por el tamano en comparacion con su pollita de latex.

–!Que va son lo mismo! –rio la madre.

Intercambiaron utiles y la hija, no muy convencida tardo en introducirlas. De nuevo la madre la ayudo y se las puso dentro, moviendolas luego hasta que Natalia comenzo a hacerlo de forma autonoma.

–!Se sienten raro ahi dentro! –exclamo la hija.

–!Si es extrano! ¿Verdad? –le confeso la madre entre risas.

Sus gemidos se perdian en el espacio vacio de los servicios del centro comercial hasta que alguna clienta entraba y ellas paraban, meaba y salia y ellas continuaban.

Siguieron follandose cada una por su lado con sus instrumentos hasta que la hija comenzo a sentir que ya no podia mas. Entonces estallo en su pequeno y delicioso orgasmo contorsionandose y apretando los dientes mientras se mordia el labio inferior y respiraba agitadamente.

Mariana acelero la vibracion del pequeno consolador y al mismo tiempo se movio el plug anal follandose el culo a la vez y tambien consiguio correrse apenas unos instantes despues que comenzase el orgasmo de su hija en su presencia.

Medio atontolinadas cada una miraba a la otra tras disfrutar sus intensos orgasmos y ver como estos les dejaron unas agradables sensaciones en sus caras relajadas, momentos que ya perdurarian en su memoria para siempre.

–¿Que tal hija?

–!Genial! ¿Y tu mama?

–!Genial! –replico la madre igualmente despertando las risas de ambas.

Limpiaron sus juguetes sexuales y salieron del bano para lavarse las manos y asearse un poco antes de salir de alli. Ya era tarde y no se habian comprado nada, mas alla de los juguetes sexuales, pero sus caras de felicidad denotaban que no les hacia falta nada mas…

_____________________

Espero que este excitante capitulo de Los Secretos de mi Vecina haya sido de tu agrado. Tras publicar aqui Mi Verano en Japon y Follame tierno, sabes que pido poco a cambio, tan solo que me lo agradezcas si te ha gustado con tus 5*, de forma que si al menos 20 personas votais cada capitulo, seguire publicandolos, !asi de facil!

Y como suelo decir, si no quieres esperar puedes localizarlas en Amazon o Google Play Libros, mira mi perfil para + info.
1080pFollada Por El Jefe De Mi Marido Por Un Ascenso
gratis -2.9k37m
480pMadrastra chantajeada por enganar a papa
gratis -5.6k36m
1080pSoy toda tuya hijo
gratis -4.1k41m
480pLinda pelirroja le gusta mirarse mientras folla
gratis -2.7k38m
720pella oculta sus deseos por mi
gratis -2.6k24m
480pEnamorado de mi hermanastra
gratis -2.5k33m
360pMi hermana sabe como provocarme una ereccion
gratis -2.5k32m
720pSe Congelan y Follan mientras el tiempo se detiene
gratis -3.3k17m
1 2 3 1 - 35 4 5 6